Nuevo Noticiero
LA GRIETA DOS AÑOS DESPUÉS (POR JULIO ZABALLA)
Lunes, 04 de Junio de 2018 07:25

0-0_a.aaaaabaaaababababietaCon fecha 12 de julio de 2016 emití opinión sobre la grieta tan fomentada por Lanata y sus empleadores y hoy se me ocurre actualizarla pues esa grieta se ha agigantado monstruosa y dolorosamente. Cabe iniciar esta nueva nota aclarando el significado de GRIETA, tan utilizada por quienes quieren justificar las diferencias que tenemos los argentinos con respecto a que Argentina queremos. El diccionario dice: Abertura alargada y con muy poca separación entre sus bordes” He militado socialmente desde los 18 años y opinado públicamente hasta el presente, siempre ubicado de un lado de la calle, bien ancha por los conceptos que la separan y no de poca separación como la grieta. En una vereda concreta, compartida o no con tal o cual Suarense. Pretende ser honesta. Previsible. Sin doble discurso Nunca sobre un borde de la grieta de la que se habla. Un borde en la que unos caen y otros se sostienen con grandes recursos y dólares, con cuentas en el exterior con dinero robado a los argentinos. No es lo mismo grieta que calle, como diferencia para determinar qué camino se elige en la vida en cuanto a; que opción tomamos al asumir el compromiso o defensa de las injusticias que se cometen por parte de los poderosos en desmedro de los argentinos menos beneficiados con el derrame del que se habla tan ligeramente cuando se trata de determinar el momento en que los más humildes tendrán derecho a ser iguales en los beneficios a que tienen derecho a recibir, sin desmedro ninguno. No fue una grieta la que separó a los argentinos en 1930 gobierno de la UCR de Don Hipólito Yrigoyen. Tampoco lo fue del 1946 a 1955 durante el gobierno Justicialista de Juan Domingo Perón y Evita. Ni lo fue la de 1962 o 1966. Muchísimo menos la de 1976 al 1983 y la más reciente 2015 o 2017 donde 13.000 suarense votaron este modelo vigente hoy, contra 1.800 que votamos el anterior modelo. Mientras exista un conciudadano, un hermano en Cristo o de cualquier creencia o nacionalidad, que no tenga acceso al bienestar que permite la riqueza generada por nuestro trabajo, mi opción será en la de estos últimos Suarenses, los perjudicados, la vereda en la que se ubicarán muchos otros Suarenses. La calle que nos separa tiene la distancia entre los que tienen acceso a la vivienda y los que no. Los que tienen posibilidades de estudiar y hacer estudiar a sus hijos en igualdad de condiciones y los que no. La distancia entre los que acceden libremente al bienestar y los que no. Los que tienen fácilmente acceso a un trabajo digno, con un salario con poder adquisitivo, que se corresponda con su esfuerzo y aporte a la riqueza que genera o los desocupados o despedidos. Hoy pasados dos años de aquel escrito, la situación ha cambiado. La calle del dolor que nos separa es muy grande. Cientos de injusticias se han creado con políticas que benefician a los poderosos para que sean más poderosos y explotadores de la mayoría de los argentinos. Se robaron el esfuerzo y el trabajo de trabajadores, jubilados, empresarios y el de los más humildes. Lo más triste es que han generado en la población una actitud miedosa, cobarde, carente de solidaridad con el otro, pecado del que no están exentos ni católicos, ni evangélicos ni testigos de Jehová, quienes prefieren lo dicho por Cristo hace dos mil años, pero miran para otro lado cuando se habla del prójimo próximo que está sufriendo. Y si alguno actúa, lo hace sobre los efectos de la injusticia (paliar el hambre) a kilómetros de distancia de las causas que generan las injusticias. De eso no hablaba Cristo. Los pastores ni los curas se animarían en sus homilías a hablar de lo que sucede puertas afuera de la iglesia o la capilla. Un sermón sobre los pecados de acción y omisión no son potables. Es comprensible. Se quedarían sin audiencia. Esto no es una simple grieta, en una calle cuya distancia entre vereda y vereda, es proporcional a la injusticia, desigualdad, a la escasez de solidaridad (con las causas) que tenga una comunidad. Entre una vereda y la otra, la opción es clara. No hay como equivocarse. 04-06-2018 JULIO ZABALLA (DNI 5.492.952)

IMPORTANTE: Usted Puede dejar su comentario u opinión de ésta nota haciendo clic en ' Añadir Nuevo '. Utilice este medio como una forma plural de expresar sus ideas, siempre desde el buen gusto y respeto. Por seguridad guardamos la IP desde donde se envió el mensaje. Denuncie cualquier abuso a: info@radiociudadnoticias.com.ar
Comentarios
Añadir nuevo Buscar
Nombre:
Código UBB:
[b] [i] [u] [url] [quote] [code] [img] 
 
 
Por favor introduce el código anti-spam que puedes leer en la imagen.

3.26 Copyright (C) 2008 Compojoom.com / Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Anuncio

¿Qué opinión tienen de lo hecho hasta ahora por el Intendente Palacio y su gabinete?

ENCUESTA RCN
 

Quinielas – Principales cabezas

Anuncio
Anuncio
Get Adobe Flash player
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Get Adobe Flash player
Anuncio

imagencontacto

Anuncio
Anuncio
Contador de Visitas: